Investigan a Álamos Gold por reubicación del ejido Mulatos



Algo huele mal en Sahuaripa...


Aparecen pagos de la mina canadiense Álamos Gold Inc. y su socia mexicana Minas de Oro Nacional S.A. que amparan al menos 4.6 millones de dólares a favor del gobierno federal, el municipio de Sahuaripa y a la comunidad de Matarachi, que recibió a 21 familias que ya estrenan casa que la mina les recompenso por la invasión de la zona de barrenado al poblado que sucumbió a las ansias de la mina extranjera por extraer todo el oro posible. Otras 40 familias aceptaron el apoyo en efectivo.

Fernando Maldonado Dossier Politico

Dia de publicación: 2019-10-21


La Unidad de Inteligencia Financiera de la Secretaría de Hacienda, el SAT y la Comisión Nacional Bancaria mexicana cruzan información con sus pares de Canadá y Estados Unidos a efecto de verificar si la extractora canadiense Álamos Gold Inc. incurrió en actos antijurídicos en el proceso de indemnización por el desplazamiento de asentamiento humano en el ejido Mulatos, en el extremo centro-oriente de la alta sierra de Sonora.

Las celosas oficinas de los países del norte  de México y garantes de la transparencia de operaciones financiera de sus empresas inversoras en naciones extranjeras creen que, voluntaria o involuntariamente, Álamos Gold pudo haber incurrido en eventuales operaciones ilícitas respecto al traslado de valores (dólares norteamericanos), lavado de capitales o defraudación fiscal equiparable, de por sí, o en colusión con entidades públicas o privadas mexicanas, entre otros presuntas ilegalidades que le resultarían.

En México la SH y CP y el Sistema de Administración, la Auditoria Superior de la Federación, la Secretarla de la Función Pública, la Fiscalía General de la República, la Comisión Nacional Bancaria y otros entes públicos que tienen que ver con las leyes anti lavado de dinero, delitos fiscales, financieros y contra el patrimonio de la tesorería de la Federación trabajan de la mano para investigar casos emblemáticos.

De una de esas reuniones se ha desprendido la idea de que algunos fondos e instrumentos financieros del presupuesto federalizado pudiera haber sido distraído a otros fines, incluso dentro del mismo gasto de Estados y Municipios caso este del Fondo Minero en proceso de liquidación a iniciativa presidencial.

Resulta espeluznante pensar en la remota posibilidad que el Fondo Minero pudiera haber sido utilizado para cubrir el pago en especie el "Desplazamiento Mulatos” en la figura que el instrumento haya destinado recursos para las obras que Álamos Gold sostuvo el compromiso de ejecutar como parte de las tareas compensatorias por desplazamiento del asentamiento humano Mulatos. De ser así, no solo sería una aberración social y un acto a todas luces inmoral y antijurídico, también harto reprochable que merecería graves consecuencias a quien lo haya maquinado.

A no ser que ese sea el motivo de la preocupación de los garantes de la transparencia en el sistema de pagos de los países del norte y también lo que generó el arrebato presidencial de enviar una iniciativa de decreto al parlamento federal que liquida el Fondo Minero y se traslada su patrimonio financiero al presupuesto destinado al sistema educación. Que se capten por pago de derechos, impuesto especial y contribución por enajenación de oro, plata y platino

Sin embargo, de la revisión de las actas entregas recepción que elaboró la SEDATU al transferir el patrimonio a la Secretaria de Economía como nueva mandante del FM por instrucción presidencial, se desprende que hasta el 2018 con información del ejercicio fiscal 2017, de lo asignado al gobierno del estado para la ejecución de obras de impacto social, no hay informes sobre el destino de 373.558 millones de pesos.

Para las asignaciones al gasto del Fondo Minero para municipios donde se realiza la actividad, el reporte de la SE es preocupante pues revela que han desaparecido 802 millones 601 mil 303 pesos, que, sumados al faltante al gobierno del estado, la cantidad suma mil 176 millones 176 mil pesos.

Las autoridades canadienses y del banco de la reserva federal de Nueva York le pudieren reclamar legalmente a Álamos Gold Inc. y a su subsidiaria y operadora mexicana del "Grupo Mulatos", Minas de Oro Nacional S.A. de C.V. recurrir a un "desmedido acercamiento" con los tres niveles de gobierno de México en un afán de negociar, primero, con desmedido sigilo, el re ubicación de los pobladores del ejido Mulatos desplazados, y después, mitigar el costo económico de su cometido.

Así se dio, cuando Álamos Gold optó por "encriptar" toda información de cara al tema sobre el proceso de negociación con los pobladores de Mulatos, además de guardarse para lo relativo al clausulado y términos legales sociales, ambientales, en materia de derechos humanos, y de respeto a los pueblos originarios, la cultura, sitios históricos y lo que abonara a salir fortalecidas las partes en el sentido pleno           que se entiende en un negocio de la naturaleza de Mulatos.

El que nada debe...nada teme

Sabio aquel que dijo: "el que nada debe, nada teme" y tan temerario se dice fue quien acuñó: "!mátalos... después dirigías!", luego entonces, Álamos Gold y Minas de Oro Nacional, poco tiempo tienen para reflexionar el adagio  sombre el que desearán ser reverenciados en el libro de historia de las nuevas tiranías del  milenio corre, con barbados  que llegan allende las fronteras y no los mares, pero ahora como siglos ha, salta la prestancia desde la casta del  soberano una malinche dispuesta a vender a su pueblo, que no termina de padecer este Sonora que se nos va...o !nos lo quitan!.

 El informe anual de Álamos Gold respecto a las cantidades erogadas por concepto de regalías, honorarios, pago de derechos y otras figuras imponibles o contributivas que justifican el precio por el "desplazamiento Mulatos", intenta -no se sabe si se logró- únicamente satisfacer el rigor analítico-contable para consumo al interior del gobierno corporativo de Álamos Gold Inc.

Es decir, la información en cuenta de gastos no abunda sobre el trato humano que se le dio a la gente de Mulatos y por lo tanto deja en el limbo social al evento mismo desde su origen y al colectivo sonorense con la sospecha sostenida de que hay un trasfondo en la el "Desplazamiento Mulatos" y, por lo tanto, emite cierto olor putrefacto.

Y no. No es por los solventes propios que manan del proceso de lixiviado donde se decanta el oro, más bien, es lo desaseado del destino final que tuvieron no pocos los recursos financieros y en especie que no llegaron, así como la sustitución de los ejidatarios por funcionarios depredadores como los gañones y beneficiarios.

Desde su naturaleza socio cultural y por los actores que participaron en la pugna por el suelo social del ejido Mulatos salta en medio un afán enfermizo de Álamos Gold de llevar la pugna desde el principio que se intentó la ocupación del suelo a un rincón "en lo oscurito", peor aun, lo ha hecho acompañado de una pandilla con las armas que el poder publico pone a su alcance. En si es ruin y despiadado el traro a Mulatos, como ruin es ocultar las armas tras caer el otro.

La minera canadiense al dìa de hoy insiste en dar a conocer datos que resultan de urgente y necesaria relevancia para la serenidad social de una colectividad serrana que desde el poder público le regatean día con día. Luego entonces, el "desplazamiento Mulatos" se trasfigura al paso del tiempo en una historia de una despiadada lucha de dos iguales contra un desigual

; los primeros, con las armas que empuña el dinero y la arrogancia que viste al poder, los segundos, con la necesidad de agenciarse un peso y viendo a   sus verdugos que habrán de quedarse con él.

La encrucijada por la que camina hoy Álamos Gold apareció luego de la reacción de socios capitalistas, accionarios, vecinos del distrito minero Sahuaripa, Sonora y entre los competidores en el país y el extranjero. Fue tan luego se conoció el informe anual de la controladora, difundido por SEDAR con sede en Canadá y datos proporcionados por el propio director de finanzas, donde da cuenta que al cierre del 2018 la controladora efectuó diversos pagos "especiales" por un total de 11.75 millones de dólares que fueron entregados en cantidades diversas al fisco mexicano, el ayuntamiento de Sahuaripa, Sonora y al ejido Matarachi.

La sospecha toma forma desde el acto protocolario verificado el mes de junio próximo pasado donde directivos de Álamos Gold, y la subsidiaria mexicana Minas de Oro Nacional S.A. de C.V. celebraron el finiquito del programa de "re-ubicación voluntaria" de 21 habitantes del ejido Mulatos, municipio de Sahuaripa, en la vecina comunidad agraria de Matarachi, en calidad de receptora de sus iguales desplazados.

Álamos asumió el costo de construcción de las 21 viviendas sobre terrenos de la comunidad vecina de Matarachi, en el mismo municipio de Sahuaripa y los habitantes del viejo Mulatos que así lo prefirieron, en tanto que a otras cuarenta familias que contaban con propiedad inmobiliaria sobre en el ejido, se les hizo entrega de la indemnización en forma monetaria para que dispusieran del lugar donde sería el nuevo hogar.

La controladora también asumió los gastos para la construcción de un centro de salud, una iglesia y un plantel escolar básico, todos, por sustitución de la edificación que quedarán en la memoria del colectivo al sucumbir a la política expansionista de la canadiense y generará el desarrollo de nuevos

Se ve nítido y claro el trasfondo del "desplazamientos mulatos" ante la sorpresa de Álamos Gold de descubrir en la litosfera de un pueblo con historia al menos dos siglos de actividad minera de años en la comunidad de Mulatos, que originalmente sería parte de la gran nación ópata que dominó la parte septentrional del noroeste de México hasta la llegada de los misioneros jesuitas españoles que tuvieron en los ópatas los mejores aliados para su cometido.

Un informe emitido por la Iniciativa para la Transparencia de las Industrias Extractivas de Canadá (ESTMA, por sus siglas en inglés canadiense) advirtió a las autoridades anti lavado de Estados Unidos y Canadá de anomalías en el sistema de contribuciones impositivas y fiscales que empresas transnacionales de capital canadiense hacen a diversas tesorerías de los tres niveles de gobierno en México.

El reporte de ESTMA al que Dossier tuvo acceso revela que la canadiense aurífera Álamos Gold, efectuó pagos a México al fin del año fiscal 2018 por once millones 750 mil dólares, que en moneda nacional corresponden a 245 millones de pesos corrientes.

De esta cantidad, siete millones 450 mil dólares equivalentes a 390 millones 259 mil pesos fueron depósitos a la tesorería de la federación a través de la subsidiaria mexicana de Álamos Gold, Minas de Oro Nacional S.A. de C.V., operadora del yacimiento Mulatos, Sahuaripa, Sonora, al noroeste de México.

De lo tributado a la federación, 233 millones 114 mil pesos corresponden a pago de "taxes" o impuestos; 51 millones 514 mil pesos a pago de "royalties" o regalías y 83 millones 775 mil pesos por pago de "FEES" u honorarios, según la traducción al castellano.

Los rubros de pago de regalías y honorarios como contribuciones fiscales son desconocidos por la Ley General de Contabilidad Gubernamental y en los manuales y clasificadores que emite la Comisión Nacional de Armonización Contable para estandarizar los informes de cuentas de ingresos y egresos de la federación, los estados y municipios de México.

El informe de ESTMA lo refrendan datos aportados por el director de finanzas de Álamos Gold, Jamie Porter que firma al calce del documento digital mediante el cual,  la controladora canadiense y quinta productora de oro en México da a conocer que en el mismo año de 2018 realizó otras contribuciones no fiscales y en especie a la comunidad ejidal de Matarachi, municipio de  Sahuaripa, Sonora, con erogaciones  por un total de tres millones 500 mil dólares que en pesos mexicanos representan 67 millones 263 mil pesos.

En el informe de cuentas pagadas Álamos Gold refiere el pago arriba citado a la "municipalidad de Matarachi", cuando la realidad es que se trata de una pequeña comunidad ejidal y según el Registro Agrario Nacional posee un padrón de 176 miembros, entre ejidatarios, posesionarios y avecindados.

De acuerdo al padrón de núcleos ejidales y sus miembros que obra en el Registro Agrario Nacional, el ejido Mulatos posee 186 miembros con título parcelario acreditado.

La productora de oro indica que en el mismo 2018 aportó en especie una contribución al municipio de Sahuaripa, Sonora que ampara la cantidad de 930 mil dólares que en pesos mexicanos refieren 17 millones 872 mil pesos.

"El monto reportado incluye 930 mil dólares en pagos en especie valorados en función del costo incurrido por la empresa, incluida la construcción de una carretera pública, proyecto de infraestructura de agua y mantenimiento de carreteras comunitarias", dice el informe.

Álamos Gold no ha dado a conocer que tipo obras realizó por su cuenta y manera en el municipio de Sahuaripa. No obstante que en este municipio se localiza los proyectos mineros más rentables, productivos y exitosos del portafolio de inversiones de Álamos Gold, el corporativo sigue bajo una sospecha secrecía respecto de sus operaciones fiscales e impositivas ante los tres niveles de gobierno.


Este contenido ha sido publicado originalmente por Dossierpolitico.com en la siguiente dirección: https://www.dossierpolitico.com/vernoticias.php?artid=225499 Si está; pensando en usarlo, debe considerar que está protegido por la Ley. Si lo cita, diga la fuente y haga un enlace hacia la nota original de donde usted ha tomado este contenido. Dossier Politico

Comentarios



Ángel Hurtado

Hola soy de Mulatos . Los pobladores de Mulatos no son sido reubicados al cien por ciento ala fecha de hoy todavía hay unas 15 familias que están siendo violados sus derechos humanos a jóvenes niños y padres de familia,ya que el gobierno estatal ni la mina no les quisieron mandar maestros en este ciclo escolar

2019-10-21
Anonimo

Y que desir de todas las irregularidades contaminación de agua aire tala de árboles en fin promesas no cumplidas indeminizacion que al fin de cuentas ellos pusieron precio

2019-10-22
Camila López.

Buen informe, soy pobladora actual de mulatos, de entrada es totalmente falso que la rehubicacion ha concluido quedamos al rededor de 15 familias habitando el pueblo cabe mencionar que en condiciones indignantes gracias a está minera, están violando en su totalidad nuestros derechos humanos, sería de gran ayuda que enviaran a alguien del gobierno federal ya que hemos tocado varias puertas en lo municipal y estatatal las cuales han sido cerradas, claro está por su vínculo económico con álamos gold, esto para que vean en vivo y directo como estamos sufriendo sin el vital líquido que es el agua, sin maestros, sin tiendas, teniendo que gastar cantidades extremas de dinero para poder darle educación a nuestros hijos llevándolos hasta el pueblo vecino para que puedan seguir recibiendo educación escolar. Vivimos en una espantosa contaminación ya que está minera opera a escasos metros de nosotros. Sufrimos acoso psicológico por varios de sus empleados. Algunos de los ex pobladores han tenido que mudarse de aquí sin indeminación o bien con indeminaciónes ridículas que para nada se comparan con lo que sería justo y digno para salir de nuestro pueblo natal. Lejos de ser millones llegan si a caso a miles. Emplean a personas ajenas incluso a sonora y a los propios pobladores les cierran la puerta de empleo cuando deberíamos de ser empleados preferentes. a algunos les dan trabajo a cambio de firmas a favor de la mina aprovechándose de la nececidad economica. Cabe mencionar que las casas que se hicieron en matarachi para los rehubicados para nada son lo que se les prometió empezamos con qud no cuentan con agua, drenaje, y la mayoría de ellas ya están cuarteadas debido a qué lo hicieron con materiales de constitución de pésima calidad. Y bien podría sumar muchas más arbitrariedades de parte de esta mina hacia los pobladores pero repito sería mejor que lo vieran con sus propios ojos ya que si lo cuento suena increíble. Nos tienen totalmente en el olvido y no porque no sepan que existimos si no porque la mina soborna al que nos ve para que voltee hacía otro lado. Hemos hecho ya varios paros pero han sido en vano. Es de verdad triste e indignante que nuestro propio gobierno permita que una empresa extranjera canadiense venga a humillarnos y despojarnos de nuestros vienes en nuestra propia casa.

2019-10-25
Diana

Esta empresa es totalmente corrupta, ha roto varios de los acuerdos que se han echo con los pobladores, y bien en conjunto con el ejido de este pueblo toma desiciones ignorando a los pobladores afectandolos gravemente, invade terrenos para su beneficio si se escarba un poco hay varias demandas en su contra de parte de pobladores y posesionarios de estos terrenos afectados, sería importante que también se hable de los avisos hacia ellos y no solo de las cifras económicas.

2019-10-25

Comentar nota



Su correo electrónico no será publicado.
Son obligatorios los campos marcados con: *